La lenta recuperación del turismo mundial durante 2021, acechada por nuevas amenazas

Ilustracin Pablo Blasberg
Ilustración: Pablo Blasberg

El turismo internacional, uno de los sectores más golpeados por la crisis del coronavirus, vivió en 2021 una recuperación de entre 25 y 30% interanual en el movimiento de viajeros, pero el encendido de motores volvió a ralentizarse por nuevas amenazas, como la variante Ómicron, que impulsó medidas restrictivas en muchos países, sobre todo europeos, con cierre de fronteras y pases sanitarios obligatorios.

De acuerdo a la Organización Mundial del Turismo (OMT), los ingresos por turismo internacional podrían alcanzar los 700 u 800.000 millones de dólares para este año, menos de la mitad de los 1,7 billones registrados en 2019, lo que representaría, sin embargo, una recuperación de entre un 41 y 4%.

Asimismo, la organización estimó que el gasto promedio por turista internacional pasó de los 1.000 dólares registrados en 2019 a 1.500 dólares para este año, sobre todo por el aumento en los costos para los turistas, asociados a las pruebas del Covid-19, seguros y gastos extras derivados por la pandemia.

La crisis que se desató en 2020, diezmando a este sector pujante que venía de décadas de constante crecimiento, se extendió durante los primeros meses de 2021 pese a los esfuerzos de los organismos internacionales, los gobiernos y todos los actores del rubro.

La crisis que se desató en 2020, diezmando a este sector pujante que venía de décadas de constante crecimiento, se extendió durante los primeros meses de 2021 pese a los esfuerzos de los organismos internacionales, los gobiernos y todos los actores del rubro, que realizaron una reingeniería de transformación con protocolos, medidas sanitarias, convenios y alianzas.

El punto de partida no podía ser más tormentoso: un descenso de más del 75% en las llegadas internacionales en todo el 2020, que representó un retroceso de 30 años, con 1.000 millones de llegadas menos y una pérdida aproximada de 1,1 billones de dólares en ingresos provenientes del turismo internacional, y de 2 billones en el PBI mundial (según la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo).

Test y controles de turismo en los aeropuertos
Test y controles de turismo en los aeropuertos.

El Comité Mundial de Crisis para el Turismo -creado tras el surgimiento de la pandemia- y el Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC, en inglés) y los gobiernos, apuntalados por la política de vacunación y estrictos protocolos en muchos países, comenzaron a vislumbrar una luz al final del túnel, lo que permitió, entre otras acciones, la realización presencial de ferias internacionales de turismo, como la Fitur de Madrid.

La rueda comenzó a moverse, como lo demuestran datos del último informe del Barómetro OMT del Turismo Mundial, que reveló que después de una primera mitad de 2021 débil, el turismo internacional repuntó durante la temporada de verano del hemisferio norte, impulsando los resultados del tercer trimestre del año, en especial en Europa.

De acuerdo a este informe, publicado el 28 de noviembre, las llegadas de turistas internacionales (visitantes que pernoctan) aumentaron un 58% de julio a septiembre de 2021, comparado con el mismo período de 2020.

Sin embargo, las cifras estuvieron un 64% por debajo de los niveles de 2019, por lo que Europa aún con los mejores resultados en el tercer trimestre, sus llegadas internacionales estuvieron un 53% por debajo del mismo período del año previo a la pandemia.

Después de una primera mitad de 2021 débil, el turismo internacional repuntó durante la temporada de verano del hemisferio norte, impulsando los resultados del tercer trimestre del año en especial en Europa.

En agosto y septiembre las llegadas se situaron en -63% con respecto a 2019, y constituyeron los mejores resultados mensuales desde la llegada del coronavirus, con algunas subregiones (Europa meridional y mediterránea, el Caribe, América del Norte y Central) que superaron el nivel de llegadas del mismo periodo de 2020.

Asimismo, algunas islas del Caribe y Asia del sur, así como varios destinos pequeños de Europa meridional, encabezaron los resultados del tercer trimestre de 2021, con llegadas similares o superiores a los niveles de prepandemia.

En la región de las Américas se registraron los mejores resultados de enero-septiembre, con llegadas un 1% por encima de 2020, aunque un 65% por debajo de los niveles de 2019.

Si bien Europa y las Américas registraron mejoras relativas durante el tercer trimestre de 2021, las llegadas a Asia y el Pacífico disminuyeron un 95% con respecto a 2019, ya que muchos destinos permanecen cerrados a viajes no esenciales, en tanto África y Oriente Medio registraron caídas del 74% y 81%, respectivamente, en el tercer trimestre en comparación con 2019.

Telam SE

Ómicron: un nuevo frente de tormenta

Pero un nuevo frente de tormenta asoma en el horizonte para golpear este leve repunte: la variante sudafricana Ómicron, que se expande en el mundo y encendió las alarmas en muchos países, sobre todo europeos, que retornaron al cierre paulatino de fronteras y otras medidas restrictivas, como la obligación del pasaporte sanitario para lugares cerrados y eventos masivos.

La OMT calificó el 7 de diciembre de «ineficaces y discriminatorias» las restricciones generales a los viajes aplicadas por gobiernos de todo el mundo ante la aparición de la nueva variante Ómicron.

En su última Asamblea General, la OMT, los Estados miembros y los socios de la organización pidieron seguir a la Organización Mundial de la Salud (OMS), que sólo recomienda restricciones a los viajes «como último recurso» ante la evolución de la pandemia, e insistió en la necesidad de que sean restricciones proporcionadas, transparentes y basadas en evidencias científicas.

En la actualidad, 46 destinos (el 21% de todo el mundo) tienen sus fronteras completamente cerradas a los turistas.

Al mismo tiempo, el organismo de Naciones Unidas para el turismo solicitó a los países que sean solidarios y garanticen un acceso equitativo y universal a las vacunas, que reconozcan todas las aprobadas por la OMS para los viajes internacionales y que faciliten el acceso a las patentes para la producción local.

En la actualidad, 46 destinos (el 21% de todo el mundo) tienen sus fronteras completamente cerradas a los turistas, y 26 de ellos los mantienen bloqueados al menos desde finales de abril de 2020.

Otros 55 (el 25% de todos los destinos mundiales) tienen sus fronteras parcialmente cerradas al turismo internacional, y 112 destinos (el 52%) exigen a los turistas internacionales que presenten una prueba PCR o un test de antígenos a su llegada.

Las precauciones en el Museo del Louvre
Las precauciones en el Museo del Louvre.



Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Main Menu