Prohiben que los turistas se sienten en las escalinatas de la Plaza de España

Según informan algunos testigos, la ‘policía turística’ de Roma (Italia) ha estado pidiéndoles a las personas que se sientan en la famosa escalinata de Plaza de España que se corran.

“Levántense todos, son las reglas: no se pueden sentar aquí”, informó un periodista de Adnkronos escuchando a la policía diciéndole a la multitud en la icónica escalera que conduce desde la iglesia de Trinità dei Monti a Piazza di Spagna, en el corazón histórico de Roma.

Durante casi todo el día se podían ver los 135 escalones llenos con gente que se sienta a descansar o simplemente se detiene un poco para apreciar el lugar. Pero ahora, estaban prácticamente desiertos.

Las patrullas turísticas son parte de la última ofensiva de Roma contra el mal comportamiento en el centro de la ciudad, programada para coincidir con la temporada alta de turismo.

Bajo las nuevas reglas, vigentes desde principios de junio, la policía puede imponer multas más severas para todo, desde bañarse en fuentes hasta arrastrar maletas con ruedas por escalones históricos, ir sin camisa y poner la boca demasiado cerca de las fuentes públicas de agua.

Los vendedores de entradas, los vendedores no autorizados de alimentos y bebidas, los líderes de los bares y las personas que se disfrazan de gladiadores romanos también corren el riesgo de ser penalizados.

Si bien las reglas para sentarse no son del todo claras, la ordenanza incluye protecciones especiales para los sitios de la Unesco, como la Plaza de España, donde los visitantes tienen prohibido dejar basura, graffiti u otros daños, bajo el dolor de tener que limpiarlos ellos mismos.

También hay una cláusula “anti-vivac” que potencialmente puede incluir cualquier cosa, desde acostarse en sitios históricos hasta hacer un picnic, o, aparentemente, sentarse.

Si bien la policía ha entregado multas por trepar a las fuentes o beber alcohol en lugares famosos, las últimas reglas establecen sanciones aún más severas: al menos 400 € por dañar cualquier parte del patrimonio de Roma y hasta 450 € por bañarse en una fuente. Otro mal comportamiento puede generar una multa entre 100 y 400 euros, y potencialmente una Daspo (u orden de comportamiento antisocial) que prohíbe temporalmente al delincuente del centro de la ciudad.

Photo by Willian West on Unsplash

Los que quieran visitar Roma tendrán que tener en cuenta una serie de nuevas reglas, como: la prohibición de estar en topless en público, comer alimentos que generen mugre y tomar agua de las fuentes.

Las autoridades están restringiendo las acciones de los visitantes en un intento por limpiar el aspecto de la ciudad y minimizar el daño causado al principal lugar turístico de Italia. Las parejas que deseen dejar un signo tangible de su relación en la Ciudad Eterna poniendo un “candado de amor” en un puente serán multadas. Y los hombres que deseen desnudarse para hacer frente al calor italiano serán multados. Continuar leyendo…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WeCreativez WhatsApp Support
Nuestra atencion al cliente esta para responder sus consultas. Pregunta lo que quieras!
👋 Hola, podemos ayudarte?

Main Menu